José Manuel Ortíz de Kinamics: «Con el control predictivo de nuestros robots, hacemos una minería más segura»

Kinamics es una empresa chilena liderada por José Manuel Ortiz y Francisco Zapata, quienes están trabajando en la gran minería, avalados por sus años de experiencia en el control avanzado de procesos, mantenimiento predictivo, teleoperación y robótica.

EntelCorp Hor

José Manuel Ortíz, gerente general de Kinamics, es ingeniero electrónico y proviene de una familia de ingenieros. Nacido en Antofagasta, se vinculó desde muy pequeño a la minería, ya que vivió en el campamento de Chuquicamata mientras su padre trabajaba en Codelco. Más tarde emigró a Iquique, desde donde partió a estudiar a Valparaíso a la Universidad Federico Santa María.

Antes de titularse, armó un emprendimiento con foco en la robótica, “pero dado que en esos tiempos esta disciplina era poco desarrollada, no fructificó. Sin duda, hoy es muy diferente, hay mucho interés por utilizar robótica y al menos, las grandes empresas mineras, no tienen miedo de implementarla”, señala.

Después de pasar por varias experiencias profesionales llegó a la empresa Honeywell, “específicamente en Kairos Mining, en el grupo de control avanzado, donde aprendí del proceso de concentración de minerales. La experiencia que adquirí la apliqué en 2012 con la implementación de drones para hacer inspecciones para la minería en lugares de difícil acceso”, relata.

También te puede interesar:   Marcos Gómez: de AII: "Tenemos una cartera de proyectos que requiere formar más proveedores y mano de obra local"

En 2018, junto a su socio Francisco Zapata, crearon Kinamics. Y hoy junto a tres ingenieros más, han desarrollado robots que adquieren datos, y apuntan a reducir la variabilidad y aumentar beneficios en procesos industriales.

-¿En qué consiste el control predictivo que pueden hacer los robots?

El control predictivo se basa en el uso de modelos matemáticos que describen tanto el comportamiento del robot, como el de su entorno. De esta manera se puede determinar, de forma casi instantánea, cuál debe ser la mejor respuesta, considerando los diferentes escenarios en el futuro inmediato, enfocadas en realizar acciones de la manera más eficiente y precisa.

-¿Cómo le aportan valor a la minería?

Nuestros robots son ideales para aplicaciones industriales, ya que ingresan a zonas de difícil acceso y muchas veces poco seguras para las personas. Con el control predictivo de nuestros robots, hacemos una minería más segura ya que estos funcionan de manera autónoma o semiautónoma. Los robots Arkytas-P -que miden 40 cm de alto, 70 de largo y pesan 10 kg aproximadamente- cuentan con sensores de temperatura, vibraciones y sonido, que permiten capturar los datos que no pueden ser obtenidos, principalmente, por el alto costo alternativo de instalación de instrumentación fija, y el alto riesgo para las personas que implica acceder a esos lugares.

También te puede interesar:   AIA, Escondida y Spence firman acuerdo para el desarrollo regional y fomento a nuevas tecnologías

¿A qué tipo de lugares te refieres?

Por ejemplo, en las correas transportadoras. En el caso de Minera Escondida, donde hay aproximadamente 70 kilómetros de correa, es un gran problema monitorear la correa completa y, por ejemplo, verificar el desgaste de los polines, lo que puede llevar a un sobrecalentamiento y generar un incendio. Allí, el robot puede pasar por toda la correa, supervisando el funcionamiento y subiendo los datos a un servidor que procesa los datos y levanta las alertas, tal como lo harían sensores instalados a lo largo de toda la correa. 

-¿Qué otros usos tiene el robot?

Lo estamos probando en industrias con patios eléctricos. Hoy, los patios eléctricos tienen muy poco monitoreo porque una persona no puede ingresar cuando está energizado. Allí el robot si puede ingresar a capturar los datos de salud de esos equipos, que están adentro del patio eléctrico y levantar las alertas, función muy similar a lo que se hace con las correas transportadoras.

-Ustedes cuentan con otro robot, el Arkytas-MU. ¿Qué necesidades cubre en la minería?

También te puede interesar:   Furukawa Solutions expande sus operaciones en Latinoamérica

Actualmente el Arkytas-MU se encuentra en operación en el proyecto Nuevo Nivel Mina de El Teniente. Con este robot capturamos los datos del avance de los túneles, que luego son usados para los estudios geológicos y detección de desviaciones sobre excavaciones y otras situaciones.

Está compuesto por dos partes: el sistema de captura de datos robotizado junto a un sistema de iluminación, que también puede ser controlado remotamente. La otra, es una plataforma móvil adaptada para llevar el sistema de sensores e iluminación hasta los puntos de interés. 

-¿Cómo se comunica con el operador?

Al igual que con Arkytas P, este robot se comunica con el operador a través de una tablet vía wifi, donde están los controles y el operador puede ver lo que está dentro del túnel.

-¿Cuáles son los próximos pasos de Kinamics?

Hoy lo más importante es lograr el escalamiento de lo que ya tenemos y lograr tener la solución empaquetada como producto repetible y en distintas medidas. Además, tener una flota importante de robots, que nos permita cubrir los diferentes clientes que requieran de nuestros servicios.