Litio y centros de datos: tecnología para almacenar energía e información

Frente a las baterías de plomo ácido, los generadores diésel y otras tecnologías tradicionales, las baterías de iones de litio se han convertido en una de las principales tecnologías para el almacenamiento de energía. Según el informe de Frost & Sullivan, Análisis de las baterías de iones de litio en los centros de datos, citado por DataCenter Dynamics, estas baterías representaron el 15% del mercado de centros de datos en 2020 y se espera que alcancen el 38,5 % para 2025. De acuerdo con Statista, el volumen de datos generados superará los 180 zettabytes en 2025, que se traduciría en un crecimiento anual promedio de casi un 40% en cinco años.

Una evaluación de Vertiv concluyó que las baterías de iones de litio ofrecen una mayor confiabilidad y disponibilidad, pesan un 60% menos y tienen una mayor densidad de energía y potencia. Además, tienen una resistencia de hasta 10°C más que las VRLA y una vida útil dos veces mayor. Al comparar el costo total de propiedad (TCO) de un UPS de 1500 VA y baterías de iones de litio con una alternativa VRLA durante 10 años, se estima que el TCO es un 41% menor para el UPS con baterías de iones de litio.

También te puede interesar:   En minera Centinela prueban prototipo para desarrollar camión minero con sistema híbrido en base a hidrógeno

Según información del Servicio Geológico de Estados Unidos, los recursos del litio ya suman unos 86 millones de toneladas, de las que 52,9 millones se ubican en Bolivia, Argentina, Chile, México y Perú (más del 61% de las reservas mundiales de litio), de ahí que sea una oportunidad clave para la industria minera latinoamericana. De acuerdo con el BID, las exportaciones de minerales ya representan más del 50% de las exportaciones en países como Chile y Perú.

Este escenario representa una ventaja comercial, especialmente si la cadena de valor se fortalece con inversión en Investigación y Desarrollo (I&D) en áreas como la biotecnología, materiales nuevos, tecnologías de información, comunicación y automatización.

También te puede interesar:   En Illapel 584 emprendedores apuestan a mejorar sus negocios gracias a nuevo aporte de Somos Choapa

En el caso específico para la industria de centros de datos, las baterías de iones de litio suponen una mejora a la hora en el almacenamiento y control de datos. Vertiv, compañía que se dedica a proveer de infraestructura digital, desarrolló soluciones alternativas para las unidades de suministro ininterrumpido de energía (UPS), como respuesta a estas necesidades.

Según Gustavo Hilsenrad, ingeniero en electrónica de Vertiv, la popularización de las baterías de litio se debe a que permiten manejar una gran cantidad de datos de manera eficiente. «El gran aumento en el tráfico de datos ha hecho que las baterías de iones de litio se conviertan en una fuente alternativa viable de energía almacenada debido a su mejor rendimiento, mayor flexibilidad de uso y menor costo total de propiedad (TCO) en comparación con las baterías de plomo-ácido con válvula reguladora (VRLA)», detalló.

También te puede interesar:   Académica del DIMin se adjudica proyecto Fondecyt

Y agregó: «El litio es un activo esencial para el desarrollo de los centros de datos y el almacenamiento de energía del centro de datos y, por lo tanto, su extracción será clave dentro de poco tiempo. También hay que tener en cuenta que el crecimiento de la industria minera previsto para nuestra región hace que cada vez sea más necesario digitalizarla y automatizarla para aumentar aún más su eficiencia», explicó.