Jorge Poblete, CEO de WeTechs: “La gestión eficiente del agua es el gran desafío de la minería chilena”

El uso de tecnología de punta y la implementación del internet de las cosas en los procesos productivos, se suman al esfuerzo de las industrias por hacer un uso cada vez más eficiente de los recursos naturales.

En un contexto en que la crisis hídrica se instala como una de las mayores urgencias del país, la industria minera en Chile ha tenido que innovar, transformar y adaptar sus operaciones para cumplir con altos estándares medioambientales, focalizando sus esfuerzos en el el uso eficiente del agua.

Una expresión de aquello es lo ocurrido en la reciente edición de la Expomin, la mayor feria minera de América Latina, la cual estuvo marcada este año por la sustentabilidad. De hecho, el segundo día de la cita fue dedicado a este tema en distintas charlas, exposiciones y paneles.

Jorge Poblete, ingeniero civil eléctrico, es CEO de WeTechs Chile, una empresa dedicada hace 10 años al uso eficiente del agua y otros fluidos (está presente también en el mercado del gas), a través del uso de tecnología de punta y del Internet Industrial de las Cosas (IIoT).

“La minería chilena ha tenido grandes avances en materia medioambiental, pero la gestión eficiente del agua es el gran desafío de una industria que ha sido clave para el progreso del país”, sostiene Poblete en esta entrevista, en la que aborda los avances y desafíos del sector en este tema. 

También te puede interesar:   Harvard Innovation Labs apuesta por startup chilena de exploración minera

-En la reciente edición de la Expomin uno de los temas que cruzaron las conferencias fue el de la sostenibilidad. ¿Cuáles son los desafíos que tiene la minería chilena en esta materia? 

El país ha estado viviendo una megasequía por varios años ya y los pronósticos de la ONU apuntan a que la demanda mundial por el agua aumentará en un 50% de aquí al año 2050. Esto configura un escenario muy inquietante y un desafío mayor tanto para las autoridades como para las industrias que requieren del agua en sus procesos productivos. La minería es uno de ellos, pues se estima que consume entre un 4% y un 5% del agua continental, lo que si bien es 14 veces menos de lo que consume la agricultura, es una cantidad importante. Dicho eso, es evidente que la minería tiene desafíos importantes en esta materia, pero también ha dado señales claras de que no solo existe plena conciencia, sino que se han dado pasos considerables en esa dirección.

-¿Como cuáles?

La industria minera ha hecho grandes inversiones en materia de uso eficiente del agua. Hoy la mayor parte del agua que se utiliza en las faenas, alrededor de un 75%, es agua recirculada. Hay operaciones que se abastecen de agua industrial, ya hay 24 plantas desaladoras en operación y varias otras en proceso de construcción, al punto que Cochilco estima que en diez años más casi el 70% del agua que utilizará la minería saldrá del océano.

También te puede interesar:   Cesco Week 2024: Un vistazo al futuro sostenible de la industria

-¿Todo esto resuelve el tema del agua en minería?

Por cierto que no. Una cosa es el acceso al agua, otra muy diferente es la correcta y eficiente gestión del recurso. De hecho, la Fundación Chile realizó un estudio en 2019 sobre escenarios hídricos, que entre muchas otras cosas concluye que cuando hablamos de escasez del agua más del 40% de este problema se debe a una deficiente gestión del recurso y su gobernanza.

-¿Cómo se logra una gestión eficiente del agua?

La tecnología es un factor determinante, sobre todo cuando se implementan sistemas que te entregan información en tiempo real. Saber lo que está pasando en el mismo minuto, a partir del procesamiento de cientos de millones de datos, marca una diferencia brutal en una operación que puede detectar a tiempo una eventual fuga y evitar pérdidas de miles de litros. No reaccionar a tiempo no solo afecta el compromiso medioambiental de la industria, sino que incide en la continuidad operacional de una faena. Entonces, la tecnología bien implementada y aplicada permite a la minería disminuir su huella ambiental y asegurar la continuidad de las operaciones, por eso en We Techs hablamos de un Ecosistema Digital, que permite tener conocimiento de lo que sucede en todos los puntos de la operación.  Otro factor es el cumplimiento, a través de la reportabilidad centralizada en sistemas informáticos, del marco normativo vigente y de las obligaciones comprometidas ante autoridades como la DGA y la SMA.

También te puede interesar:   BHP planea expandir Minera Escondida

-¿A qué se refiere con tecnología bien aplicada? ¿Qué ejemplos concretos tiene?

Una operación minera puede tener hasta 100 kilómetros de tuberías, por las que pueden llegar a circular hasta 700 litros por segundo. Por la pérdida de 1 litro por segundo que sea gestionado de manera deficiente, lo que equivale al 0,14%, se pueden llegar a malgastar más de 43 mil litros de agua en 12 horas… En WeTechs instalamos cientos de sensores, con diferente tipo de tecnología, que envían millones de datos en tiempo real; esos datos son procesados e interpretados en el minuto y la información es transmitida de inmediato a los responsables de las distintas operaciones, quienes pueden de esa manera tomar decisiones en el acto. El modelo que se habilita, además, tiene otra función clave para la industria: la cuantificación mayor, y en detalle, y la reportabilidad clara y oportuna (que por ley se hace al regulador) de la cantidad y calidad del agua que se usa en la gran minería.